Agregar a favoritos
Recomienda a un amigo
Buscar en la web:
Código asociado:
Password: Perú

 Artículos Técnicos
 La Institución
 El Sector
 Proveedores
 En el Mundo
 Especiales
 Multimedia
 Agenda
EDICIÓN IMPRESA








   
 
Especiales



Wilfredo Huayta Núñez: Ingeniero ilustre e incansable defensor de la actividad minera en el Perú


Destacado por su brillante capacidad intelectual y por su férrea defensa de la actividad minera en el país, don Wilfredo Huayta Núñez fue un Minero Notable que acumuló una importante experiencia en sus diferentes viajes al exterior y, a través del Ministerio de Energía y Minas, desarrolló una incansable labor para que la minería obtenga el reconocimiento que merece como el sector más dinámico de nuestra economía.

Nacido el 5 de septiembre de 1923, en el distrito de Pausa, provincia de Páucar del Sara Sara, en la región Ayacucho, realizó sus estudios primarios en el Centro Educativo N° 624 de su localidad natal y la secundaria en el Colegio Nuestra Señora de Guadalupe de Lima, donde recibió la Medalla de Oro por su ya reconocida capacidad para las ciencias.

Con ese espíritu emprendedor, ingresó en 1943 a la entonces Escuela Nacional de Ingeniería, hoy Universidad Nacional de Ingeniería (UNI), en la que durante sus años de formación como Ingeniero de Minas destacó por su sobresaliente inteligencia.

Igualmente, realizó activa labor en defensa de los intereses de los estudiantes, razón por la cual fue elegido en 1945 delegado del Centro de Estudiantes de Ingeniería de Minas ante la Federación de Estudiantes del Perú.

Tras titularse en 1948, hizo sus prácticas y ejerció su carrera profesional en diferentes asientos mineros del país, para después en 1963 brindar sus servicios al Estado, donde se inició como ingeniero inspector en la Dirección de Electricidad del Ministerio de Fomento.

Un año después, fue elegido delegado de la Sociedad Progreso de la Pequeña Minería ante la Comisión de Minería del Senado. También por ese entonces fue asesor de la Comisión Bicameral Investigadora del Contrato de Toquepala, motivo por el cual visitó la Corporación Nacional del Cobre (Codelco) de Chile y otros lugares de interés minero.

Con una reconocida trayectoria, la Dirección de Minería del Ministerio de Energía y Minas le encargó realizar un estudio sobre la contaminación ambiental en las fundiciones y refinerías de Bélgica, Alemania y Japón.

Asimismo, hizo investigaciones en centros de interés profesional en Inglaterra, Francia, España, Italia y los Estados Unidos de Norteamérica. De retorno al Perú, fue nombrado director de Concesiones y Fiscalización Minera, cargo que desempeñó hasta 1970 y desde el cual hizo importantes aportes a la comisión encargada de formular el proyecto de la Ley General de Minería y, posteriormente, a su reglamentación en representación del Colegio de Ingenieros del Perú (CIP).

Minería con reconocimiento
En 1978 fue convocado para ser asesor ad honorem de la Comisión Especial de Constitución denominada “Recursos Naturales” de la Asamblea Constituyente. Fue precisamente desde este cargo que hizo denodados esfuerzos para que la riqueza minera tenga la más amplia garantía constitucional en la nueva Carta Política del país, con el fin de impulsar una floreciente industria al servicio de la comunidad y del desarrollo del Perú.

En noviembre de ese año, en el marco de la XIV Convención de Ingenieros de Minas que organizó el Instituto de Ingenieros de Minas del Perú, don Wilfredo Huayta dejó en claro que era necesario que la nueva Constitución reafirme el dominio del Estado sobre nuestras fuentes naturales de riqueza, que proteja el desarrollo de la mediana y pequeña minería, y que reconozca a la industria minera su carácter de necesidad social y utilidad pública, por ser la principal fuente de divisas.

Igualmente, demandó que se consagre la defensa de los derechos del trabajador minero a la salud y a la cultura, mediante avanzadas formas de seguridad social que garanticen su participación en el goce de la riqueza creada.

En sus tres décadas de trayectoria, este Minero Notable también desarrolló una serie de estudios sobre cooperativas mineras de Aricoma en Puno y pequeños mineros de Acarí en Arequipa; el proyecto de explotación de las unidades mineras San Florencio, Borrachitas, Esmeralda, Ticlio, Carmen y Constante; y cálculos de reservas y valuación de las minas Dorita, Esther, Francisco y Juana Rosa; entre otros proyectos para los yacimientos de Carahuacra.

Asimismo, estudios preliminares en San Genaro, Astohuaroca, Palomo y Colquirumi; análisis técnico-económico y financiero de la Compañía Minera Pativilca; y estudio de factibilidad de la sección de recuperación de molibdenita de la planta concentradora de Cuajone.

Junto a sus diversas labores, don Wilfredo Huayta también se dio tiempo para compartir sus vastos conocimientos con los jóvenes estudiantes. Así, desde 1965, fue docente de Organización de Empresas en la Facultad de Ciencias Administrativas y Sociales de la Universidad Nacional Federico Villarreal; catedrático principal titular del Programa de Minería, en el área Explotación de Minas de la UNI; y director del Programa Académico de Ingeniería Geológica Minera y Metalúrgica de esa misma universidad.

Igualmente, tuvo una importante participación en diferentes congresos y convenciones internacionales en las que representó al Perú. En ese marco, fue delegado del CIP ante la segunda y tercera Reunión Latinoamericana de Ingeniería, realizadas en Santiago de Chile y Mar del Plata, respectivamente; y delegado y fundador del Consejo Andino de Ingeniería.

En el ámbito institucional, integró la Comisión Organizadora de la XIV Convención de Ingenieros de Minas que presidió el Ing. Daniel Rodríguez Hoyle; fue presidente de la Comisión de Seccionales durante el Consejo Directivo del IIMP del Ing. César Jaime Fernández; vicedecano del Colegio de Ingenieros del Perú, entre 1972 y 1973; y presidente del Capítulo de Ingeniería de Minas del Consejo Departamental de Lima del CIP en 1975.

Por su excelsa trayectoria e identificación con el sector, el 28 de julio de 1985 fue designado Ministro de Energía y Minas en el primer gobierno del Dr. Alan García Pérez, cargo desde el cual realizó una labor articulada en defensa y mejora continua de la minería peruana.

En ese sentido, a cuatro meses de haber asumido funciones, nombró una Comisión Consultiva conformada por los presidentes de los Capítulos de Ingeniería de Minas, de Petróleo y Mecánica del CIP, los decanos de los Colegios de Abogados y Economistas, tres decanos de la UNI, y representantes de la Sociedad Nacional de Minería y Petróleo, de los pequeños productores mineros y de las centrales sindicales.

Su objetivo fue conformar un grupo multidisciplinario con integrantes de la comunidad académico-profesional, el empresariado y los trabajadores para que opinen sobre diversos temas que competen al sector y sugieran alternati



Otras Notas

Pedro Ly Zevallos: Talento e ingenio para el descubrimiento de depósitos minerales
Julio Pablo Orihuela Gómez: Contribución y capacidad a favor del desarrollo sustentable de la minería
Walter Toribio Casquino Rey: Conocimiento, visión y aporte para una minería más competitiva
Isaac Ríos Quinteros: Visión y talento para promover la formación técnica en minería
Enrique Benjamín Boza Barrios: Competencia y esfuerzo a favor del desarrollo de la minería argentífera
Mariano Eduardo de Rivero y Ustáriz: Eminente científico, visionario y precursor de la minería moderna
Amado Yataco Medina: Capacidad y aporte al desarrollo de la minería de fines del siglo XX
Víctor Raúl Eyzaguirre Parra: Talento y contribución al avance de la minería aurífera en el Perú
Michel Fort Figari: Pionero, investigador y propulsor de la metalurgia peruana


                   PUBLICIDAD

Revista MINERIA lGuia de Proveedores lOpiniones lAnuncie lSuscribase lContáctenos lMapa del Site © Instituto de Ingenieros de Minas del Perú
Derechos Reservados
Sitio desarrollado por: